“El dolor y el sufrimiento nos van a acompañar siempre”

Cómo hacer que te pasen cosas buenas es el nombre del libro que recientemente ha publicado la conocida psiquiatra Marian Rojas Estapé. Con él pretende ayudar a quien lo necesite a gestionar sus emociones disfrutando del presente, superando el pasado y mirando con ilusión el futuro. Un esfuerzo que ya está recibiendo su recompensa: más de 200 mil copias vendidas.

La doctora Rojas Estapé
Entrevista con Mapfre Salud

Marian Rojas Estapé es psiquiatra licenciada en Medicina y Cirugía por la universidad de Navarra. Además de su consulta, en la que trata principalmente a personas con ansiedad, depresión, trastornos de la personalidad y de la conducta, lleva a cabo terapias familiares, saca tiempo para impartir clases en la escuela de negocios IPADE de México, colabora en proyectos de cooperación y voluntariado e imparte conferencias por todo el mundo sobre el estrés, la felicidad, las depresiones o la influencia de las Redes Sociales en nuestra sociedad. Y todavía le sobra tiempo para cuidar de su familia.

MAPFRE ha tenido la oportunidad de charlar con ella, de compartir impresiones y de que nos dé algunas de las claves para conseguir tener una vida más ordenada y feliz.

Cómo hacer que te pasen cosas buenas

¿Cuál es la clave del éxito del libro?

Yo creo que es un libro que ayuda a que cada uno entienda cómo funciona su cerebro y su organismo ante los retos, los desafíos y el estrés. En un momento de la historia en el que la sociedad está profundamente estresada, donde cada vez tenemos menos facilidad para conectar con nuestro interior o con las personas que están cerca de nosotros, entender qué le está sucediendo a nuestro cerebro y a nuestro organismo, creo que por un lado genera una sensación de alivio y por otro nos da un impulso para intentar cambiar algunos hábitos que no son muy saludables.

¿Qué le hace a tanta gente sentirse vacía?

El dato de que el 20% de la sociedad está medicada por problemas anímicos asusta y genera un poco de vértigo, sobre todo en un momento donde todo en general va muy bien (…). Es verdad que siempre han existido problemas de salud, económicos, contratos de trabajo precarios y situaciones familiares complicadas, pero no estamos en un momento “trágico” de la historia.

Por otro lado, ahora mismo tenemos todo al alcance de la mano. Estamos en una sociedad en la que la gratificación instantánea lidera el comportamiento humano: quiero algo y lo consigo. Quiero cenar chino, quiero cenar japonés, quiero unos zapatos, quiero un libro, quiero que me llegue a mi casa lo que sea en menos de dos horas y en general lo puedes tener. Es más, cuando te pone un mensaje de “lo recibirás dentro de dos semanas”, buscas una solución.

Conseguimos todo a golpe de clic… es la felicidad a golpe de clic, pero esa gratificación instantánea en nuestro cerebro está modulada por unos circuitos de recompensa  y una de las principales sustancias que los modera es la dopamina. Es una hormona “buena” porque es la hormona del placer, pero es una hormona con un alto poder adictivo. Las cosas que nos generan placer, en general, son malas, pero pueden ser destructivas cuando sustituyen el verdadero sentido de la vida, el verdadero comportamiento sano del ser humano.

La voluntad

Cuando tú recibes todo cuando quieres, a tu cerebro le sucede un tema, y es que deja de saber esperar, y aprender a esperar es básico para ser feliz, porque la voluntad es la joya de la corona de la conducta Es una frase que repetía mi padre cuando yo era pequeña: “una persona con voluntad, llega más lejos que una persona inteligente”.

¿Qué es la voluntad?

La capacidad de posponer la recompensa, y hoy en día sabemos que la voluntad se trabaja principalmente desde la corteza prefrontal, que es la zona de delante del cerebro y es una zona básica para el ser humano y se encarga de la atención, de la concentración, de la resolución de problemas y del control de los impulsos, es una zona básica del organismo y es una zona básica de nuestra mente.

¿Por qué es tan importante el autogobierno?

Hoy en día hay muchos psiquiatras que opinan que la gente más feliz es aquella que posee autogobierno, que sabe gestionarse como ser humano, que sabe gestionar sus impulsos. Eso no significa que yo viva reprimido, sino que sepa gestionar. Si yo ahora todo lo que quiero lo tengo, si quiero recibir una gratificación y la tengo, porque yo puedo ver pornografía cuando quiero, yo puedo ver series cuando quiero, puedo quedar con diferentes personas a través de aplicaciones sociales, puedo tener likes, que son chispazos de dopamina en cuanto quiero…

Si me levanto una mañana y no tengo nada en mi WhatsApp, reinicio el teléfono porque algo ha debido pasar en el WhatsApp o en teléfono, y si no, automáticamente empiezo a mandarle mensajes a la gente para tener la sensación de que me quieren, de que soy importante para los demás, ¿qué pasa? Que cuando yo todo el rato recibo esa sensación de gratificación instantánea, no sé esperar.

El dolor y el sufrimiento

El dolor y el sufrimiento son dos ingredientes de la vida que nos van acompañar siempre y tenemos que aprender a convivir con ellos. En el libro yo no únicamente del optimismo como una herramienta fácil que me ayuda o que me sana, que lo es. Sino de las bases neurocientíficas de la actitud. Cuando uno conoce cómo funciona su cerebro, cuando uno conoce cuáles son sus factores de estrés, cuando uno conoce cuáles son sus vías de escape… nos encontramos en la vía de salida para gestionar mejor nuestra vida. No olvidemos que todos tenemos vías de escape para nuestros momentos de estrés.

El optimismo

El optimismo es una herramienta que es muy útil. Pero no se trata de sonreír siempre, ni de que no pasa nada, vas a ser el mejor, vas a triunfar, porque ese pensamiento positivo sin sustancia, sin contenido, lo que hace es generarme más vacío y culpabilidad, ya que significa que si yo no consigo las cosas, o no tengo el trabajo que quiero, o no me siento lo feliz que me debería sentir con mi pareja, la culpa es mía y no se trata de eso, se trata de saber que la manera de enfrentarme al dolor, al sufrimiento y al estrés determina tu salud física y psicológica.

Marian Rojas Estapé habla alto y claro de aquellos factores que afectan al ser humano y le impiden ser feliz con las cosas cotidianas de la vida. La psiquiatra se ha propuesto con su libro Cómo hacer que te pasen cosas buenas acercarse a quiénes necesitan ayuda y dar a conocer a cada uno el funcionamiento de su cerebro para así poder gestionar mejor sus impulsos y sus emociones.

8 Me gusta

MARIAN ROJAS ESTAPÉ

Quizás te interese

Comentarios

  • Lurdes Contreras

    Escrito el 9 septiembre, 2019

    Responder

    Me encanta como nos das ese conocimiento es tan claro pero lo que más me gusta es que usted es una persona con grandes valores y nunca quita el dedo del reglon. Gracias

Deja tu comentario


La Dra. Rojas Estapé se reserva el derecho de resumir el contenido de los comentarios recibidos con la finalidad de poder proteger la privacidad de los usuarios de su web.